Los elevalunas de nuestros vehículos se han convertido en una parte esencial que debe estar siempre en constante funcionamiento y perfecto estado. Cada vez más fabricantes instalan mecanismos eléctricos para mayor comodidad de sus usuarios. Normalmente los fallos suelen ser producidos por suciedad o humedad, o avería mecánica producida por desgaste de las piezas con el paso del tiempo, llegando a romperse el cable de acero o las grapas de sujeción inmovilizando el cristal.

Reparación de Elevalunas elevalunas
Lo más habitual es que el problema se encuentre en el propio mecanismo de elevalunas, ya que tiene varios elementos móviles que pueden fallar.

Nuestros especialistas se encargarán de la reparación y/o sustitución de la pieza defectuosa. Acérquese a nuestro taller que gustosamente le atenderemos.